Usted está aquí ACOES en los medios

ACOES en los medios

E-mail Imprimir PDF
por Fran Sevilla el 05 Ene 2010 | URL Permanente

 A veces la solidaridad tiene nombre y apellidos. Puede parecer anónima, pero no lo es, aunque los protagonistas prefieran ocultar su identidad para que no haga sombra a algo mucho más importante que uno mismo, el proyecto. Hace unos días escribía en este blog sobre la campaña de Radio Nacional de España “un juguete, una ilusión” para la compra y envío de juguetes a países empobrecidos (que no pobres). Hablaba de una ONG, ACOES, Asociación Colaboración y Esfuerzo, que había recibido y distribuido los juguetes de RNE. Y mencionaba al padre Patricio Larrosa, director de ACOES.

 Las cosas surgen así, de forma inesperada, de manera sencilla. Patricio Larrosa llegó a Honduras para quedarse unos pocos años. Ya lleva casi 20. Un día, un niño de 11 años, Denis Mendoza, se acercó a la iglesia, en una parroquia de un barrio marginal de Tegucigalpa, para decirle que él quería estudiar, pero que su familia no tenía medios. El padre Patricio pensó en buscar una solución. Y entonces Denis aumentó la apuesta, como él, había otros amigos que también querían estudiar y tampoco podían. Más o menos, según cuentan los protagonistas, así nació el proyecto de ACOES.

 Hoy, esta ONG, ha puesto en marcha 13 escuelas infantiles en los barrios o colonias más abandonados de Tegucigalpa y de otros rincones hondureños. Tiene dos colegios, un centro para niños de especial riesgo (hijos no deseados de jóvenes hundidos en la drogadicción, la prostitución, la marginalidad), una casa de acogida para infectados de VIH (todavía un estigma en países como Honduras, y no sólo esos países) y un largo etcétera. El impacto de ACOES alcanza, directa o indirectamente, a cincuenta mil personas, a las que, de una u otra manera, se intenta incluir en uno de los países en los que la característica social más común es la exclusión. Se financia por aportaciones voluntarias a través de padrinazgos, de donaciones, de contribuciones de distintas instituciones, de la cooperación española.

 Dieciséis años después, Denis Mendoza, con una educación integral y una inteligencia desbordante, podría trabajar para una transnacional estadounidense o europea, que le pagaría un sueldo diez o veinte veces mayor al que recibe de ACOES y que le sirve estrictamente para sobrevivir. Pero él ha decidido sobrevivir y quedarse y ser fiel a una concepción distinta de la sociedad; sigue viviendo en la colonia Betania, una de las zonas arrasadas por el huracán Mitch y en la que su familia perdió su humilde casa y lo poco que en ella había.

 En ACOES colaboran numerosos voluntarios, como Olalla Peteiro, una joven maestra de Vigo que también vino a Honduras sólo para un par de meses y que después pidió la excedencia y sigue prolongando su permanencia en este país porque la solidaridad es, a veces, a menudo, muy dura, pero también es adictiva para el alma de la gente que, como Olalla, cree que se puede construir un mundo mejor. También el padre Patricio fue inoculado por ese virus de la solidaridad, de una solidaridad genuina que se ejerce no con discursos grandilocuentes o una vacua retórica sino con el quehacer diario y la implicación a pie de calle, a pie de lodazal.

Para ver la noticia entera haz click aquí

GRANADA HOY - Una campaña solidaria recogerá alimentos no perecederos para enviar a Honduras
3 enero 2010 

E-mail Imprimir PDF
TV3 - Hondures, eleccions enmig de la pobresa
 
BADAJOZ HOY - ACOES envía ayuda a Honduras
21 junio 2010
E-mail Imprimir PDF
CLARÍN - Honduras: una escuela para chicos protegida por las "maras"
10 Oct 2009

LA GACETA - Honduras es noticia 
28 julio 2009

E-mail Imprimir PDF
CANARIAS 7 - Entrevista al Padre Patricio
19 May 2008

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL